5 Consejos para no caer víctimas de WannaCry o de cualquier otro virus.

Ya han pasado unos días desde el famoso ataque informático protagonizado por
el ransomware WannaCry y el mundo parece que sigue girando. Y seguiría girando
exactamente igual si el mencionado virus hubiera acabado con todos
los ordenadores del mundo.

Con esto queremos decir que, pese a lo mediático del suceso, la gran mayoría
de sistemas del mundo no fueron infectados. De hecho, y aunque algunos
medios de comunicación lo han calificado como “el mayor ataque informático
de la historia“, lo cierto es que los más o menos 200.000 equipos afectados
por WanaCry se quedan bastante cortos si los comparamos con los entre 10 y
15 millones de sistemas que se vieron afectados por el gusano Conficker en
2008 o los más de 50 millones a los que infectó en mayo de 2000 el
famosísimo por aquel entonces ILoveYou.

WanaCry es especial sin embargo por dos razones fundamentales:

Por la increíble repercusión que ha tenido en televisiones, radios y otros medios y
también por el detalle técnico de que se propaga de una forma distinta a lo
antes visto en este tipo de amenazas. Esto último es de mucho interés por
parte de la comunidad de expertos en ciberseguridad puesto que da paso a una
posible nueva era de infecciones virulentas y masivas de los secuestros de
datos o ransomware.

Y nosotros, como usuarios… ¿qué tenemos que hacer para no caer víctimas de este WannaCry?

Pues aplicar los mismos principios y medidas de seguridad que
para cualquier otra infección o malware. Muy brevemente:

1- No hacer clic en enlaces de correo electrónico que no hayamos solicitado
previamente.

2- De igual forma, mucho cuidado con los ficheros adjuntos no solicitados.

3- Aguanta el incordio de las actualizaciones cuando toque: son inoportunas,
pero esenciales.

4- Guarda una copia de seguridad fuera de las instalaciones de tu empresa.

5- Dispón de herramientas adecuadas de protección tales como antivirus y
firewalls o UTMs.

En IPS no hemos tenido ninguna incidencia relacionada con WannaCry. Ni en
nuestros sistemas ni en los de nuestros clientes, lo que no quiere decir que
podamos bajar la guardia. Al contrario, deberemos estar muy atentos estos
días porque todo hace prever que volveremos a ver ataques similares al
vivido estos días.

Por último, os invitamos a todos a asistir a los cursos de ciberseguridad
para empresas que convocamos periódicamente. Sabemos que cuando se reciben
las convocatorias en tiempo de calma sucede lo mismo que cuando vas al
supermercado a hacer la compra justo después de haber comido: todo nos
parece demasiado. Pero este pasado fin de semana debería hacernos pensar lo
contrario.

Recommended Posts

Deja un comentario